Traders e influencers se lamen las heridas después de la cruel caída de Dogecoin

La ola especulativa está retrocediendo, y más de un trader se arrepiente de haber participado.

Después de un bombeo que ocasionó una subida que puso de manifiesto el poder de la euforia de las multitudes y la magia de los memes, Dogecoin ha caído casi un 40% en un retroceso desde los máximos de 0.06 dólares del viernes, llegando a tan solo 0.033 dólares esta mañana

Para los influencers y los refugiados de Wall Street Bets que se unieron a la subida —muchos de los cuales estaban dando su primer paseo en lo que se conoce por ser un gráfico notoriamente volátil— la reversión de la acción del precio ha sido especialmente desgarradora.

Doge haciendo lo que mejor sabe hacer: dar la bienvenida a la gente al mundo de las criptomonedas con una enorme bofetada en el rostro.

Tan solo ayer Dogecoin hizo historia por colarse en el top 10 de criptoactivos por capitalización de mercado por primera vez desde 2015. La moneda que recibió el nombre gracias al meme de un perro que comenzó como una broma fue impulsada a tales alturas por el revuelo de similar volumen que presentó en las redes de comunicación social, de acuerdo con los análisis proporcionados por The TIE.

Aunque algunos vinculan la rápida subida del precio a los memes de Elon Musk y al inevitable pensamiento de grupo que afecta a los mercados de criptomonedas, los cuales a menudo se basan en el impulso, el éxito de $DOGE también puede tener su origen en los sentimientos antisistema que corren por el público minorista después de que la popular aplicación de trading Robinhood deshabilitara las órdenes de “compra” para ciertos activos.

La medida de Robinhood y otros corredores provocó furiosas acusaciones de hipocresía y especulaciones de que se estaba favoreciendo a los fondos de cobertura en detrimento de los pequeños inversores, y ¿qué mejor manera de poner de relieve un sistema roto que llevar una moneda de broma a una valoración multimillonaria?

Doge será.

Elon la bombea.

Sin embargo, después de los informes de problemas con los retiros en múltiples exchanges centralizados, Dogecoin ha sufrido un violento retroceso durante la noche, lo que ha llevado a muchos compradores a tomar las redes sociales para expresar su pesar. Apenas unas horas después de publicar que “finalmente cedió y compró Dogecoin”, la presentadora de podcast y personalidad de los medios de comunicación Mia Khalifa indicó algunos remordimientos de comprador:

Es la primera vez que odio a un perro.

Khalifa no fue la única que se sintió de esa manera. Varios streamers y personas influyentes (influencers) de las redes sociales habían participado en la movida, y los espectadores de la transmisión en directo fueron testigos anoche de cuando algunos de ellos estaban preguntándose si había estallado una “bomba nuclear”: 

Sin embargo, ver el valor de DOGE casi reducido a la mitad no parece haber impulsado a demasiados inversores a proyectos fundamentalmente más sólidos. #DogeToADollar es actualmente un trending topic (o tema de tendencia) en Twitter, y un flujo constante de usuarios están reclamando doblar su valor.

No dejes de leer: 

Ir a la Fuente
Author: Andrew Thurman

Envía un comentario