Los airdrops, las DAO, la emisión de tokens y los dominios públicos son la próxima frontera para los NFT

La innovación en el ámbito de los NFT se mueve tan rápido como los precios. He aquí un resumen de las novedades más recientes.

La volatilidad sigue siendo el nombre del juego en el sector de los tokens no fungibles (NFT) en medio de precios que suben y bajan y los aumentos de volumen, pero una nueva tendencia parece estar surgiendo en el ecosistema.

Dejando a un lado el atractivo estético, para muchos inversores, comprar un NFT es como lanzar un anzuelo cargado de cebo en una masa de agua opaca y esperar que un pez pique. Seguro que cuando Bored Ape Yacht Club llegó al mercado, algunos compradores pensaron: Se ven geniales” y “La comunidad es realmente fuerte y dedicada”, pero estas no son métricas de valoración realmente sólidas que puedan ser comprobadas y aplicadas a la mayoría de los activos del mercado de los NFT.

El activismo de la comunidad y las estadísticas de los titulares son características importantes que hay que tener en cuenta a la hora de comprar un NFT, pero más allá de eso, la compra inicial y la esperanza de que una acabe dando ganancias no es más que una especulación.

En el último mes más o menos, un puñado de proyectos se han dado cuenta de que es necesario ofrecer “más” a los titulares o “acordar” a través de la hoja de ruta o de una organización autónoma descentralizada (DAO) con el fin de ayudar a la retención, diversificar las filas de los titulares (en lugar de que sólo las ballenas posean la mayor parte del proyecto) e incentivar a los futuros compradores. Así pues, varios proyectos han puesto en marcha airdrops, utilidades en metaversos, DAOs y funciones de emisión de tokens con el fin de satisfacer estas demandas.

El Consejo de Kongz. Fuente: CyberKongz

Un ejemplo de un NFT equipado con utilidades es CyberKongz, un gran proyecto de temática de simios en el que los NFT emiten tokens BANANA, que actualmente cuestan USD 63.70 en SushiSwap y OpenOcean. Cada CyberKong de Genesis emite 10 BANANA al día durante un periodo de 10 años, y a la valoración actual, esto significa que los primeros poseedores generan USD 637 al día.

Además de vender el token en los mercados disponibles, los poseedores de dos Genesis CyberKongz también pueden criarlos para crear un Baby CyberKongz NFT que puede ser acuñado gastando el token BANANA.

Otros proyectos “blue chip” de NFT que están adoptando el modelo de “utilidad añadida” son Cool Cats, que tiene previsto emitir un token “MILK”, y Winter Bears, que ofrece staking en una bóveda NFTX y tiene una asociación con PieDAO. El Bored Ape Yacht Club también ofrece ventajas en la vida real, como ropa exclusiva de la marca de ropa urbana, The Hundreds, airdrops a los poseedores de tokens y una utilidad planificada dentro del metaverso.

Los NFT más lucrativos para los inversores. Fuente: BrokerChooser

Como se muestra en el gráfico anterior, datos de BrokerChooser muestran que seis de los 10 proyectos de NFT más lucrativos para los inversores ofrecen actualmente un token, airdrops o una utilidad prevista en el metaverso.

Máximo histórico de los NFT de la colección Cool Cats. Fuente: OpenSea

Hace aproximadamente un mes, los Cool Cats costaban entre 1.5 y 3 Ether (ETH), pero luego de que el proyecto anunciara sus planes de realizar airdrops, emitir un token y desarrollar una utilidad en el metaverso, los NFT pasaron a establecer un nuevo máximo histórico promedio de 25.75 Ether. Actualmente, el precio mínimo de los Cool Cats es de 9.6 Ether, según datos de OpenSea.

Precios recientes de los NFT de la colección Bored Ape Yacht Club. Fuente: OpenSea

Resultados similares se observan en el proyecto de Bored Ape Yacht Club, donde las subastas de Sotheby’s, los airdrops relacionados con el proyecto y la publicación de la hoja de ruta se han alineado con repuntes en el precio de los NFT.

No hay tokens, pero hay DAOs, CCOs y airdrops autorizados

Hay algunas preocupaciones sobre los proyectos que emiten tokens que se parecen bastante a una emisión de valores no registrada. Y con la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos, el Senado y la Casa Blanca amenazando constantemente con regular el sector de las criptomonedas, no todos los proyectos se apresuran a añadir tokens de utilidad a sus NFT.

De hecho, en la última semana, algunos proyectos han llegado a aclarar su posición de que estos tokens son para facilitar la “utilidad” del proyecto y no son activos destinados a reflejar valor y ser negociados en el mercado abierto.

Además de ofrecer un uso en el metaverso y la emisión de tokens, algunos de los proyectos más recientes, como CrypToadz, han establecido sus DAO para dar a la comunidad una mayor interacción con la dirección del proyecto o han presentado el proyecto bajo la designación de Creative Commons “CCO 1.0 Universal”, lo que significa que existe en el dominio público y el creador ha “renunciado a todos los derechos de autor y derechos relacionados o asociados” al proyecto.

De este modo, los titulares y fans de CrypToadz pueden crear, acuñar y vender derivados del proyecto original que pueden venderse en el mercado abierto o asignarse para su venta a los poseedores de un NFT CrypToadz.

La semana pasada, dos CrypToadz se vendieron por más de un millón de dólares, y el proyecto alcanzó rápidamente un precio mínimo de 21 Ether, lo que habrá dejado fuera a muchos coleccionistas que esperaban adquirir una de los NFT. El estatus de CCO del proyecto permite a los usuarios beneficiarse de ofertas de derivados exclusivas, a la vez que aporta más publicidad al proyecto original. Tras el éxito de CrypToadz, otros proyectos como CryptoZilla y Pixelglyphs han adoptado el modelo DAO/CCO.

Al igual que las criptomonedas, los precios de los NFT son increíblemente volátiles y se rigen por diversas tendencias, el sentimiento, los influencers pagados y no pagados, y una serie de otros factores intangibles. La naturaleza altamente experimental del sector significa que los proyectos están probando constantemente nuevos métodos para atraer a los inversores, crear una comunidad y mantenerse relevantes.

Los NFT equipados con tokens podrían ser una moda que pierda su encanto una vez que todos los proyectos del ecosistema adopten el modelo. Lo mismo podría ocurrir con la táctica de airdrops a los poseedores, y tampoco hay forma de saber si el enfoque actual de “formar una DAO y comprar todas los raros” funcionará.

Lo importante es que el espacio sigue innovando, y los inversores y coleccionistas más exitosos son los que se mantienen al tanto de las nuevas tendencias.

Descargo de responsabilidad: los “Pump and Dump” inescrupulosos abundan en el espacio de los NFT. En aras de la transparencia, debes saber que el autor de este análisis tiene posiciones en CrypToadz, Winter Bears y Mutant Ape Yacht Club, y que anteriormente tuvo un posición en Cool Cats.

Los puntos de vista y opiniones expresados aquí son únicamente los del autor y no reflejan necesariamente los puntos de vista de Cointelegraph.com. Cada inversión y movimiento comercial implica riesgos, debes realizar tu propia investigación al tomar una decisión.

Sigue leyendo:

Ir a la Fuente
Author: Horus Hughes

Envía un comentario